martes, 25 de octubre de 2011

Buscando diamantes en tu interior

Hoy el post está dedicado a Buda, un gran hombre que experimentó el despertar de la consciencia y supo descubrir en su interior las respuestas a las preguntas trascendentes del ser humano. 

Afortunadamente nos transmitió su sabiduría para que podamos meditar y descubrir nuestra verdad: los diamantes que hay en nuestro interior.


En nuestras vidas es inevitable el cambio, como lo son las pérdidas. Nuestra felicidad y libertad radica en saber adaptarse y en experimentar los cambios sin resistencia.

El secreto de la salud, mental y corporal, está en no lamentarse por el pasado, no preocuparse por el futuro ni adelantarse a los problemas, sino vivir sabia y seriamente en el ahora.

Como la lluvia, que cae por igual  sobre justos o injustos, no graves con juicios tu corazón, sino haz que llueva igualmente sobre todos tu bondad.

En vez de seguir buscando la verdad, limítate a prescindir de tus puntos de vista.

Podemos ser vastos, pero llenos al mismo tiempo de amorosa atención; llenos de compasión, pero serenos. Vivir como las cuerdas de un buen instrumento, ni demasiado tensas ni demasiado sueltas.


El dolor es inevitable, pero el sufrimiento es opcional.

Estamos en este mundo para convivir en armonía. Quienes lo saben no luchan entre sí.

Uno mismo hace el mal, uno mismo lo sufre; uno mismo se aparta del mal, uno mismo se purifica. Pureza e impureza son cosas de uno mismo, nadie puede purificar a otro.

Todo lo que somos es el resultado de lo que hemos pensado. Si un hombre habla o actúa con un pensamiento maligno, el dolor lo persigue. Si un hombre habla o actúa con un pensamiento puro, la felicidad lo persigue, como una sombra que nunca lo deja.

Encuentra tu propia luz.


Más grande que la conquista en batalla de mil veces mil hombres es la conquista de uno mismo.

Mejor que mil palabras vacías, es una palabra que traiga paz.

Tu peor enemigo no te puede dañar tanto como tus propios pensamientos. Ni tu padre, ni tu madre, ni tu amigo más querido te pueden ayudar tanto como tu propia mente disciplinada.

La riqueza consiste mucho más en el disfrute que en la posesión.

No creáis nada por el simple hecho de que muchos lo creen o finjan que lo creen; creedlo después de someterlo al dictamen de la razón y a la voz de la conciencia.  

...............................................................................................................


No he podido resistir la tentación de añadir algunos budas felices de la buena suerte.

¡Ah! Pero para que te dé suerte tienes que reenviarlo a dos mil personas... ¡Es broma!

Ahí van con mis mejores deseos para todos. Prosperidad, abundancia, felicidad, alegría...

¡Son de capricho!





jueves, 20 de octubre de 2011

Sencillez

Me encanta la obra de Rabindranath Tagore porque en todos sus pensamientos expresa una gran profundidad con bellas y sencillas palabras.

Canta la cascada:"Aunque un poco de agua basta al sediento, ¡con qué alegría se la regalo toda!"

Si lloras porque el sol se oculta, las lágrimas no te dejarán ver las estrellas.

Leemos mal en el mundo y luego decimos que nos engaña.




Te das a mí por amor, y es entonces cuando descubres en mí tu perfecta dulzura.

La hoja, cuando ama, se convierte en flor; la flor, cuando ama, se convierte en fruto.

Si cierras la puerta a todos los errores, dejarás fuera la verdad.

El que se ocupa demasiado en hacer el bien, no tiene tiempo de ser bueno.

No es fácil dirigir hombres; empujarlos, en cambio, es muy sencillo.

Vivimos en el mundo cuando lo amamos.



Es un grado de imbecilidad la falta de amor, porque el amor es la perfección de la consciencia. No amamos porque no comprendemos; es más bien: no comprendemos porque no amamos, porque el amor es el sentido último de cuanto nos rodea, es la verdad, es el gozo que está en la raíz misma de toda creación.

Si yo perdiera mi fe en ti, me moriría. Yo sé, amor mío, que las nubes sólo duran un momento y que el sol es para todos los días.

El benefactor llama a la puerta, pero el que ama la encuentra de par en par.

Todos comparecen con sus leyes y sus códigos para atarme, pero yo escapo siempre, pues sólo espero el amor para renunciar a mí mismo entre sus manos.

No te entretengas en arrancar flores para guardarlas. Sigue caminando y las flores alegrarán tu camino.

lunes, 17 de octubre de 2011

Un amigo, un tesoro. Un amor, la vida.

Un amigo es un tesoro, un amor es la vida. Si no tienes ninguna de las dos cosas... ¿cómo es posible que vivas? (Anónimo).

La amistad es lo más necesario para la vida. Sin amigos nadie querría vivir aunque tuviera todos los demás bienes. En la pobreza y en las desgracias consideramos a los amigos como el mejor refugio. (Aristóteles).

Creo que la amistad es más difícil y más rara que el amor. Por eso hay que salvarla como sea. (A. Moravia).


La amistad y el amor están aquí,  o allí, o más allá. Pero están. Que tú no sepas reconocerlos no implica su inexistencia.
(B. de Villalobos).

En amistad y en amor somos a menudo más felices por la ignorancia que por el conocimiento. (W. Shakespeare).

La amistad es un amor imperfecto porque le falta lo erótico.   
(Antonio Gala).

Creo que el amor más alto a que puede aspirar el hombre es uno que estuviese hecho de amistad  y erotismo al mismo tiempo.
(Antonio Gala).

El amor nace súbitamente, sin más pensar, por temperamento o por debilidad; un rasgo de belleza nos detiene y nos decide. La amistad, por el contrario, se forma poco a poco, con el tiempo, por la práctica, por un largo trato. (La Bruyère).


La amistad no puede vivir sin la estimación, y esta es una de las muchas ventajas que tiene sobre el amor.
(Madame de Sommery).

No busques la amistad, ni el amor, ni la discreción, ni la lealtad, ni nada que no puedas dar tú primero.
(C. de Villalobos).

La amistad es siempre provechosa. El amor a veces hiere.
(Séneca).

No hay amor ni amistad estéril. Estos dos sentimientos no pueden estar ociosos. O se agitan o no  existen.
(Louise - Rochefort).

La amistad es el amor, pero sin sus alas. (Lord Byron).

El amor sin admiración sólo es amistad. (George Sand).

Extraídas de:
Mil y pico apuntes sobre el amor.
Recopilación. Gema López.

miércoles, 12 de octubre de 2011

Para pensar... y actuar

Pensamientos extraídos del libro:
Usted puede sanar su vida. Louise L. Hay.

Todo lo que pensamos va creando nuestro futuro.
El momento del poder es siempre el presente.

Somos responsables en un ciento por ciento de todas nuestras experiencias.

Cuando nos amamos realmente a nosotros mismos, todo nos funciona bien en la vida.

Debemos dejar en paz el pasado y perdonar a todos, incluídos nosotros mismos.


Aprobarse y aceptarse a sí mismo en el ahora es la clave para hacer cambios positivos.

La vida es realmente muy simple: recibimos lo que hemos dado.

Los portales que llevan a la sabiduría y al conocimiento están siempre abiertos.

El Universo nos apoya totalmente en todo lo que decidimos pensar y creer.

Actitud ante el pasado: olvidar y perdonar.

El resentimiento, las críticas, la culpa y el miedo causan más problemas que ninguna otra cosa, por eso hay que extirparlos de nuestra vida.

lunes, 10 de octubre de 2011

Ayúdame a encontrar el autor

Rebuscando en mi vieja carpeta de frases y pensamientos, me encontré una lista de reflexiones de las cuales dezconozco el autor. Me han parecido muy positivas y motivantes, y aquí las dejo registradas, pero os pido vuestra colaboración para descubrir quién las escribió. Creo que todas pertenecen al mismo libro, pero... ¿quién es el autor/a?   



Cuando ensanchamos nuestra forma de pensar y nuestras creencias, nuestro amor fluye libre. Cuando nos contraemos, nos bloqueamos y aislamos.

Cuanto más conectes con el Poder que hay dentro de ti, más libre estarás en todos los ámbitos de tu vida. 

Los pensamientos que elegimos pensar son los instrumentos que empleamos para pintar el lienzo de nuestra vida. 

Cada día afirma lo que deseas en la vida.
Dilo como si ya lo tuvieras, y vendrá a ti.

Decídete a dar el primer paso por pequeño que sea. Concéntrate en el hecho de que estás dispuesto a aprender. Sucederán verdaderos milagros. 

Necesitamos saber qué pasa en nuestro interior para saber qué tenemos que dejar marchar. En lugar de ocultar nuestro dolor, podemos liberarlo totalmente.

Las pautas de odio a uno mismo, de culpa y de autocrítica elevan los niveles de estrés y debilitan el sistema inmunitario.

Una tragedia puede convertirse en nuestro mayor bien si la abordamos de tal forma que nos ayude a crecer.


Somos mucho más, muchísimo más que nuestro cuerpo y nuestra personalidad. El espíritu interior es siempre hermoso y digno de amor, por mucho que pudiera cambiar nuestra apariencia externa.

Cuando uno perdona y libera, no sólo se quita de encima una enorme y pesada carga, sino que además abre la puerta hacia el amor a sí mismo.

Si no puedes intimar con otras personas, es porque no sabes cómo intimar con tu propio yo interior. El pequeño que hay dentro de ti necesita tu propia ayuda y compañía más que nada en el mundo.

Cuando nos asustamos deseamos controlarlo todo, bloqueando así el manantial de nuestro bien. Confía en la vida. Todo lo que necesitamos está aquí esperándonos.

Cuando se abre nuestra visión interior, se ensancha nuestro horizonte.



Podemos destruir el planeta, pero también podemos sanarlo. Cada día envía energía sanadora a todo el planeta. Lo que hacemos con nuestra mente tiene muchísima importancia.

Date las gracias por estar centrado cuando a tu alrededor hay un terrible caos. Date las gracias por tener valor y por estar haciendo mucho más de lo que te creías capaz.

Cada uno de nosotros está vinculado totalmente con el Universo y con toda la vida. El poder está dentro de nosotros para ensanchar nuestros horizontes y nuestra conciencia.

  

¿Recuerdas la última vez que te enamoraste? Tu corazón hacía "¡aaaah!". Era una sensación maravillosa. Lo mismo pasa cuando uno se ama a sí mismo, sólo que uno nunca puede abandonarse. Una vez que cuentas con tu propio amor, éste te acompañará durante el resto de tu vida, de modo que es preciso que hagas de ésta la mejor relación que tengas.

jueves, 6 de octubre de 2011

Sólo por hoy...

Decálogo de la serenidad: Sólo por hoy...

Sólo por hoy trataré de vivir exclusivamente el día, sin querer resolver el problema de mi vida todo de una vez.

Sólo por hoy tendré el máximo cuidado de mi aspecto: cortés en mis maneras, no criticaré a nadie y no pretenderé mejorar o disciplinar a nadie, sino a mí mismo

Sólo por hoy seré feliz en la certeza de que he sido creado para la felicidad, no sólo en el otro mundo, sino en este también.

Sólo por hoy me adaptaré a las circunstancias, sin pretender que las circunstancias se adapten todas a mis deseos.


Sólo por hoy dedicaré 10 minutos de mi tiempo a una buena lectura, recordando que, como el alimento es necesario para la vida del cuerpo, así la buena lectura es necesaria para la vida del alma.

Sólo por hoy haré una buena acción y no lo diré a nadie.

Sólo por hoy haré por lo menos una cosa que no deseo hacer; y si me sintiera ofendido en mis sentimientos, procuraré que nadie se entere.

Sólo por hoy me haré un programa detallado. Quizá no lo cumpliré cabalmente, pero lo redactaré. Y me guardaré de dos calamidades: la prisa y la indecisión.

Sólo por hoy creeré firmemente que la providencia divina se ocupa de mí como si nadie más existiera en el mundo.

Sólo por hoy no tendré temores. No tendré miedo de gozar de lo que es bello y de creer en la bondad.

(Juan XXIII)

martes, 4 de octubre de 2011

El poder del amor

No hay dificultad que suficiente amor no venza.

No hay enfermedad que suficiente amor no cure.

No hay puerta que suficiente amor no abra.

No hay muro que suficiente amor no derribe.

No hay ningún pecado que suficiente amor no perdone.



No importa lo profundamente asentado que esté el problema ni lo desesperanzador que parezca.

No importa lo enredada que esté la maraña ni lo enorme que sea el error.

La comprensión del amor lo disolverá todo.

Y si tú pudieras amar lo suficiente...

Serías la persona más feliz y poderosa del mundo.

(Emmet Fox).

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...