martes, 26 de enero de 2016

La sociedad tiene que cambiar

La sociedad tiene que cambiar,
pero los poderes políticos que tenemos en este momento
no son suficientes para llevar a cabo este cambio.
El sistema democrático entero
tendría que ser repensado.


José Saramago, escritor, novelista, poeta, periodista y dramaturgo portugués, premio Novel de Literatura 1998,
1922 - 2010


miércoles, 20 de enero de 2016

Derecho a pensar

Defiende tu derecho a pensar porque, 
incluso pensar de manera errónea, 
es mejor que no pensar. 

Hipatia de Alejandría, filósofa y maestra neoplatónica,
matemática y astrónoma griega, natural de Egipto,
355 ó 370 a 415 ó 416 de nuestra era. 


martes, 12 de enero de 2016

Cuentan más

Yo creo que la verdad es perfecta 
para las matemáticas, la química, la filosofía,
pero no para la vida.
En la vida, la ilusión, la imaginación, el deseo,
la esperanza, cuentan más. 

Ernesto Sábato, escritor, ensayista, físico y pintor argentino,
1911 - 2011


domingo, 10 de enero de 2016

Un nuevo camino

Hacer de la interrupción un nuevo camino,
Hacer de la caída un paso de danza, 
del miedo, una escalera, 
del sueño, un puente, 
de la búsqueda... un encuentro.


Fernando Sabino, escritor, periodista 
y cineasta brasileño, 1923 - 2004.


martes, 5 de enero de 2016

A los Reyes Magos

A vosotros, que sois magos y todo lo podéis, 
os mando mi carta con un deseo,
con la seguridad de que, si está en vuestra mano, 
me lo concederéis.

Necesitamos urgentemente una medicina milagrosa. 
El mundo actual padece una enfermedad contagiosa,
de nombre desconocido, cuyos síntomas inconfundibles
son el egoísmo, la violencia, el miedo, el desenfreno,
la destrucción y otros que vosotros ya sabéis.

Estamos seguros de que existe una vacuna,
pero los científicos humanos, al parecer, 
aún no la han descubierto.
¿O será que no saben cómo aplicarla?
¿O será que los humanos no queremos vacunarnos?

Necesitamos un tratamiento urgente 
para vencer esta plaga, pues ya está muy extendida.

Vosotros, que sois magos y todo lo podéis, 
enviadnos una gran caja de cápsulas, cápsulas mágicas,
que vayan haciendo efecto durante toda la vida.

Las dosis recomendadas para el tratamiento
son las siguientes:

Dos cápsulas - amor:
Una por la mañana y otra por la noche.
Para que reine la fraternidad entre todos los humanos. 

Una cápsula - compartir:
Cada ocho horas.
Para vencer el egoísmo.

Tres cápsulas - comprensión:
Una antes de cada comida.
Para saber comprender a los demás, ponernos en su lugar, 
eliminar las barreras que nos separan 
y olvidar esa soberbia y orgullo que tanto daño hacen.

Muchas cápsulas - alegría:
Tomar siempre que se deseen, 
porque no tienen ningún efecto secundario.
Para vivir una vida feliz, para afrontar los acontecimientos,
tanto los buenos como los malos, con una actitud positiva,
para fomentar la comunicación, la amistad,
la amabilidad entre las personas...

Una cápsula - solidaridad:
Una al día.
Para ser conscientes de que tenemos que aportar
nuestro granito de arena, nuestra ayuda 
a los necesitados, a los que sufren,
para que el mundo siga adelante, entre todos. 

Y una inyección intravenosa de paz para que, 
desde lo más profundo de nuestro ser, 
nazca un ardiente deseo de vivir en armonía:
padres e hijos, marido y mujer, trabajadores y empresarios, 
compañeros y amigos, pueblos y naciones, 
todos unidos formando la nueva civilización del amor. 

    

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...