viernes, 11 de noviembre de 2016

Como agua estancada

El hombre cuya opinión nunca varía
es semejante al agua estancada
y engendra reptiles en su mente. 

William Blake, poeta, pintor y grabador inglés, 1757 - 1827



viernes, 14 de octubre de 2016

Esos deseos incontrolables


El deseo es una de las energías más potentes que mueven el mundo. Indudablemente, junto con el amor y la pasión, el deseo es una de las fuerzas que más nos mantiene vivos. 

A veces, el deseo de algo o de alguien es tan vehemente que no podemos controlarlo y somos capaces de las más insospechadas hazañas, de las más inusitadas idioteces y, en fatídicas ocasiones, de las más atroces barbaridades. 
Veámoslo.


Nuestro deseo desprecia y abandona lo que tenemos para correr detrás de lo que no tenemos. 
(M. E. de Montaigne)


No desear nada es no vivir. (Paul Géraldy)

Lo mucho se vuelve poco con sólo desear otro poco más. 
(Francisco de Quevedo)

Sólo es inmensamente rico aquel que sabe limitar sus deseos. 
(Voltaire)

El que se alimenta de deseos reprimidos, finalmente se pudre. (William Blake)





El deseo vence al miedo. 
(Mateo Alemán)




¡Oh, qué aprisa piensa un vehemente deseo que no hay más que lo que piensa! (Pedro Calderón de la Barca)




Ten fe ciega, no en tu capacidad para el triunfo, sino en el ardor con que lo deseas. (Horacio Quiroga)








El deseo adquiere sentido cuando soy capaz de transformarlo en una acción. (Jorge Bucay)




A cierta edad, un poco por amor propio, otro poco por picardía, las cosas que más deseamos son las que fingimos no desear. (Marcel Proust)





Haz todo lo necesario para conseguir tu más ardiente deseo, y acabarás lográndolo. 
(L.W. Beethoven)

sábado, 24 de septiembre de 2016

¡Vive la vida!




Deja ya de pensar en la vida y resuélvete a vivirla. 
(Paulo Coelho)




Es necesario comprometerse. Una vez que lo hagas, la vida te dará algunas respuestas. (Les Brown)

Lo menos frecuente de este mundo es vivir. La mayoría de la gente existe, eso es todo. (Oscar Wilde)


Volví a sentir unas inmensas ganas de vivir cuando descubrí que el sentido de mi vida era el que yo le quisiera dar. 
(Paulo Coelho)


Estar preparado es importante, saber esperar lo es aún más, pero, aprovechar el momento adecuado, es la clave de la vida. (Arthur Schnitzler)

La vida es realmente sencilla, pero insistimos en hacerla difícil. (Confucio)

Los desafíos hacen la vida interesante y superarlos hace la vida significativa. (Joshua J. Marine)



Vivir no es sólo existir,
sino existir y crear, 
saber gozar y sufrir
y no dormir sin soñar.
Descansar, es empezar a morir. 
(Gregorio Marañón)


A veces podemos pasarnos años sin vivir en absoluto y, de pronto, toda nuestra vida se concentra en un solo instante. 
(Óscar Wilde)


Aquel que tiene un por qué para vivir, se puede enfrentar a todos los cómos. (Friedrich Nietzsche)

sábado, 20 de agosto de 2016

¡No te rindas!



No te rindas, aún estás a tiempo
de alcanzar y comenzar de nuevo,
aceptar tus sombras, enterrar tus miedos, 
liberar el lastre, retomar el vuelo.

No te rindas, que la vida es eso,
continuar el viaje, perseguir tus sueños, 
destrabar el tiempo, correr los escombros,
y destapar el cielo.

No te rindas, por favor, no cedas,
aunque el frío queme, aunque el miedo muerda,
aunque el sol se esconda y se calle el viento,
aún hay fuego en tu alma, aún hay vida en tus sueños.

Porque la vida es tuya y tuyo también el deseo,
porque lo has querido y porque te quiero,
porque existe el vino y el amor, es cierto, 
porque no hay heridas que no cure el tiempo.


Abrir las puertas, quitar los cerrojos, 
abandonar las murallas que te protegieron,
vivir la vida y aceptar el reto,
recuperar la risa, ensayar un canto, 
bajar la guardia y extender las manos, 
desplegar las alas e intentar de nuevo,
celebrar la vida y retomar los cielos. 


No te rindas, por favor, no cedas,
aunque el frío queme, aunque el miedo muerda,
aunque el sol se esconda y se calle el viento,
aún hay fuego en tu alma, aún hay vida en tus sueños.

Porque cada día es un comienzo nuevo,
porque esta es la hora y el mejor momento,
porque no estás solo, porque yo te quiero.

Poesía de autor desconocido, 
falsamente atribuida a Mario Benedetti, 
escritor, poeta y dramaturgo uruguayo, 1920 - 2009.   


lunes, 1 de agosto de 2016

Hay tres caminos

Hay tres caminos que llevan a la sabiduría:
La imitación, el más sencillo;
La reflexión, el más noble;
Y la experiencia, el más amargo. 

Confucio, pensador chino, 551 a. C. - 479 a. C. 

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...